volver-viajar-seguro-2Todo apunta a que este verano nos iremos de vacaciones y viajaremos. Lo que antes de 2020 hubiera sido una perogrullada se convierte en noticia en 2021. Así ha cambiado la pandemia de covid-19 nuestras vidas.

Volver a viajar es, probablemente, el paso más importante y simbólico hacia la recuperación de la normalidad en nuestras vidas. Aunque sólo sea posible viajar fuera de España si has recibido la pauta de vacunación completa y tengamos que seguir tomando precauciones y manteniendo la distancia social (recuerda, la pandemia no ha acabado), la recuperación de la movilidad a escala nacional y el frenético ritmo de vacunación harán que, si nada se tuerce, este verano sea por fin el que llevamos casi dos años esperando.

Consejos para volver a viajar seguros

Si algo hemos aprendido, más bien se nos ha grabado en el cerebro con un hierro candente, es que los imprevistos existen. Además, la recuperación de la normalidad es extremadamente frágil: cualquier cosa puede pasar en cualquier momento que suponga un paso atrás. Por eso, además de la prudencia y el respeto a las medidas sanitarias en tu destino de vacaciones, queremos darte algunos consejos útiles:

Si vas a viajar al extranjero, inscríbete en el Registro de Viajeros del Ministerio de Asuntos Exteriores, al que puedes acceder en la web https://registroviajeros.exteriores.gob.es/ e incluso puedes descargarte una app gratuita. Haz constar tus datos, tu teléfono, plan de viaje y lugares en los que vas a alojarte. Así, en caso de cualquier emergencia, la Embajada de España en ese país podrá ponerse en contacto contigo, avisar a tus seres queridos si tienes algún accidente e incluso proporcionarte un punto de reunión en caso de alguna catástrofe grave en ese país.

  • El certificado COVID de la Unión Europea entrará en vigor el 1 de julio, aunque España vaya a adelantar su puesta en marcha. Este certificado acredita que has pasado la enfermedad, que te has realizado una PCR negativa reciente o que has sido vacunado. Debe ser un certificado en el formato estandarizado de la UE, que puede llevarse en papel y/o en versión digital en tu móvil y que contiene un código QR con la información sobre, por ejemplo, las fechas de vacunación, además de una firma digital que lo hace infalsificable. Ten en cuenta que la exención de pruebas PCR y/o cuarentenas para las personas vacunadas sólo entra en vigor 14 días después de la fecha en la que se completó la pauta de vacunación. No obstante, el acuerdo de la UE permite a los Estados miembros imponer restricciones adicionales si las circunstancias epidemiológicas cambian, por lo que debes estar muy atento.

certificado-covid-UE-xunta

El certificado COVID emitido por España tiene el formato de la imagen y puedes solicitarlo en los servicios de salud de tu Comunidad (en Galicia, en el servicio e-saúde del SERGAS) o en la web del Ministerio de Sanidad.

  • En países que no sean miembros de la UE el certificado COVID NO te permite automáticamente la entrada ni te exime de restricciones o cuarentenas. La UE está trabajando para que esto cambie, pero por el momento viajar fuera de la UE implica conocer las restricciones de ese país específicamente. En muchos casos se exige una PCR negativa, cuarentena a la llegada o ambas cosas incluso si ya has recibido la pauta completa de vacunación.
  • Consulta las restricciones sanitarias vigentes en el país o zona de destino y si distinguen entre personas vacunadas y no vacunadas. La situación de la pandemia puede cambiar muy rápidamente y con ella las restricciones a la movilidad, reuniones o el acceso a recintos cerrados. Recuerda que, en el momento de escribir este artículo, las restricciones sanitarias en España y en la UE se aplican por igual a todas las personas, estén vacunadas o no. Saltártelas puede tener consecuencias graves, como importantes multas y problemas legales.
  • Muchas atracciones o puntos de interés turístico, como los edificios históricos, museos, etc., pueden estar cerrados, tener aforos limitados o precisar de cita previa para acceder a su interior. Lo mismo puede suceder con restaurantes, bares, tiendas, etc. Estas restricciones, tanto dentro como fuera de España, pueden cambiar de un día para otro e incluso entre poblaciones distintas, por lo que debes informarte muy bien antes de viajar y saber qué sucede si pagas una reserva adelantada y luego no es posible el acceso a esos lugares. Ten pensadas alternativas en espacios abiertos si no puedes ver lo que querías.
  • Recuerda: estar vacunado no impide totalmente que puedas tener una infección leve o asintomática y puedas transmitir el virus a otras personas no vacunadas, por lo que la distancia social y el uso de la mascarilla, especialmente en interiores, son más que recomendables.
  • Lleva siempre algo de dinero en metálico, tanto en euros como en la moneda del país de destino si viajas fuera de la zona euro. Aunque prácticamente todo se puede pagar con tarjeta, un corte en el suministro eléctrico o en los servicios de internet puede impedirte el acceso a tu cuenta bancaria y dejarte literalmente tirado en la calle.
  • Averigua antes de salir cómo contactar con los servicios de emergencia en el país de destino. El número único de emergencias en todos los países de la UE es el 112, pero no es el mismo en otros países (en UK es el 999 y en Estados Unidos el 911, por ejemplo) pero para denunciar un robo es posible que tengas que contactar con otro número. Además, prácticamente todos los países han desarrollado apps móviles que permiten contactar con los servicios de emergencia con un solo clic y de forma geolocalizada, algo que puede ser muy útil si tienes un problema.
  • Si no tienes pasaporte aún, es el momento de solicitarlo, incluso si no vas a salir de España. Que te roben o pierdas la cartera o el bolso te puede dejar sin documentación y convertir el viaje de vuelta en un quebradero de cabeza. Por eso es muy importante que lleves el DNI y el pasaporte en lugares distintos o que dejes el pasaporte en el hotel o alojamiento guardado a buen recaudo. Así tendrás una alternativa para identificarte y podrás, por ejemplo, coger el avión de vuelta sin problemas.

En estas circunstancias más que nunca, NO viajes sin un seguro de viaje

Si tener un seguro de viaje es más que recomendable normalmente, en circunstancias tan volátiles como las de este verano se ha convertido en imprescindible. Incluso si vas a viajar dentro de España. Un buen seguro de viaje (cuidado con los ofertones) debe tener estas coberturas:

  • Cobertura de asistencia sanitaria, incluida la enfermedad por covid-19. La mayoría de las pólizas de seguro de viaje se han adaptado a esta circunstancia, pero es imprescindible que lo compruebes. Incluso dentro de España, ten en cuenta que el estado de saturación de la sanidad puede hacer que tengas que esperar bastantes días si necesitas que te vea un médico por una enfermedad. En el caso de viajar a terceros países, incluso si hay un acuerdo de asistencia sanitaria o tienes la Tarjeta Sanitaria Europea, en algunos países te pueden pedir que pagues tú de tu bolsillo el coste de la asistencia, que luego tendrás que reclamar a tu vuelta a España.
  • Cobertura de accidentes, incluyendo no sólo la asistencia de emergencia, sino los gastos de repatriación/viaje de vuelta, el viaje de un familiar para que te acompañe si se produce un ingreso hospitalario y los gastos de prolongación de estancia y cambio de viaje de vuelta.
  • Cobertura de cancelación o demora de viaje. Las compañías aéreas no están operando al 100% de su capacidad. Esto puede llevar a que no sean capaces de atender incrementos súbitos de demanda y que sea más fácil que se produzcan overbookings. Lo mismo sucede con los hoteles. Aunque estén obligados a proporcionarte una alternativa, es posible que tengas que pagarlo todo de tu bolsillo y reclamar después a la compañía o al hotel. También es posible que las circunstancias sanitarias cambien y tengas que volver antes de lo previsto.
  • Cobertura de robo y extravío de equipaje y/o documentación. Esta cobertura debe incluir el adelanto de dinero en caso de que, por ejemplo, te roben o pierdas tus tarjetas bancarias y te quedes sin dinero, además de proporcionarte una cantidad que no tengas que devolver para poder comprarte objetos o ropa de primera necesidad.
  • Cobertura de defensa jurídica y responsabilidad civil. Es realmente difícil conocer todo lo que está permitido y lo que no en el país al que vayas a viajar, por lo que podrías estar cometiendo un delito sin saberlo, más aún en las actuales circunstancias con normas que cambian a diario.

Ten en cuenta que el coste de un seguro de viaje es una fracción muy pequeña del coste total de tu viaje y que te proporciona un extra de tranquilidad. Llámanos o envíanos un e-mail y te recomendaremos el mejor seguro de viaje para tu caso concreto.

Esta vez sí, ¡feliz verano!